La reforma constitucional en Cuba: un proceso popular diferente

La Santa Mambisa

Por Laura V. Mor

Por estos meses los ojos del mundo se vuelven a posar sobre Cuba. La Constitución de la República, que cumple la función de ser el instrumento regulador de los mecanismos de ejercicio de poder político, expresando jurídicamente los intereses y la voluntad política del pueblo, sujeto colectivo depositario de la soberanía en Cuba, es sometida a una reforma total, mediante un proceso prolongado y bastante diferente al del resto de los países.

La reforma a la Constitución vigente –aprobada en referéndum por un 97,7 % de los votos válidos el 24 de febrero de 1976 y reformada en 1978, 1992 y 2002– actualizará las relaciones que se materializan entre la base económica y la superestructura social del país (como por ejemplo las formas de propiedad), dándoles legitimidad social a las transformaciones políticas, sociales y económicas que han tenido lugar en Cuba en los últimos diez años…

Ver la entrada original 752 palabras más

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .