Cuba Salva, EEUU contra los médicos cubanos: otro absurdo en tiempos de pandemias.

 

Por: José David País Santamaría

Estoy seguro que, fuera de algún taquillero estreno de Hollywood, los soldados que EEUU manda por el mundo como garantía de sus intereses hegemónicos, jamás han recibido una ovación como la dedicada a los médicos cubanos a su llegada a Italia en días recientes.

Si agregamos a esto que nuestros galenos han sido aplaudidos así de manera frecuente en otros rincones afligidos por la enfermedad o la pobreza, la distancia moral entre el ejemplo de Cuba y la política de EEUU se torna descomunal, capaz de volver absurda, ridícula, cualquier calificación que el imperio emita sobre nuestros programas de cooperación y ayuda internacionalista.

Pero aun así se atreven. En medio de una crisis que debiera correr las cortinas de las diferencias políticas para avanzar por el bien común; con un país abrumado por la pandemia, con miles de nuevos casos por día y un Gobierno que divaga entre el absurdo y la inefectividad crónica, EEUU dedica aun esfuerzos a atacar la decisión de Cuba de enviar a sus médicos a la batalla global contra el COVID-19.

Un ejército de batas blancas, con la humanidad como Patria y Cuba en el corazón.

Es así como vemos consternados que, con tanto a que dedicarse, medios de prensa y el propio Departamento de Estado están enfocando energías y no pocas, en desacreditar la presencia de los médicos cubanos en sitios como Italia, uno de los epicentros de la expansión global del coronavirus.

El 24 de marzo, el Buró de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo del Departamento de Estado, acusó a Cuba de ofrecer su cooperación contra el COVID-19, para compensar pérdidas por los países donde se ha detenido la presencia médica cubana, a causa de las propias presiones de Washington. Con descaro vuelven al manido tema de los abusos laborales, en un tuit pálido que no ha tenido, como es lógico, casi ninguna interacción dentro del “ecosistema” de Twitter.

En cambio, los mensajes sobre la grandeza de Cuba y sus médicos son replicados viralmente por manos de todas las regiones, sin que los asesinatos selectivos de la red social, que a toda hora cierra cuentas “sospechosas” o confirmadas de izquierda, pueda evitar que la verdad se propague.

Quizás sea esta la conducta del imperio para hacer caso omiso a los reclamos de levantar el bloqueo o parte de este, en medio de una pandemia que no conoce de fronteras ni diferencias de ideología. Sería una acción justa que no solo aliviaría la crítica condición de la economía cubana, sino que abriría al pueblo de EEUU, afligido por la enfermedad y la incapacidad de sus autoridades, las puertas de la cooperación de Cuba, con nuestros médicos y medicamentos, de probada valía.

Por lo pronto la corte del magnate sigue dando tumbos sin poder detener la expansión de la COVID-19, cuya estadística de muertes Trump llegó a comparar hoy con las producidas por los accidentes de tránsito, desestimando la gravedad de la crisis y haciendo chistes sobre la enfermedad: un espectáculo vergonzoso.

Por otro lado, inmunizados contra toda calumnia y concentrados en su obra sanadora, nuestros médicos salvan a la humanidad de la pandemia, y mientras el imperio se hunde en el lodo de sus odios y ambiciones, ellos reciben victoriosos los aplausos del mundo.

Tomado de Solidaridad Latinoamèricana con informaciòn de Red26.

 

Esta entrada fue publicada en Brigada Médica, Colaboración, Contigente Henry Reeve, Coronavirus, Covid-19, Cuba, Salud, Sin categoría y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.