Noriega, el diablo mediático. Por Pedro Pablo Gómez

La pupila insomne

Los grandes titulares de los medios de comunicación occidentales dan la vuelta al mundo con la noticia de la muerte de Manuel Antonio Noriega, con los agregados de dictador, agente de la CIA, narcotraficante, asesino y todo lo que cuelga para trasladar al mundo la supuesta razón de la criminal intervención realizada por los Estados Unidos de América en el mes de diciembre de 1989. Muchos de los cargos imputados de difícil comprobación material fueron los utilizados en aquel momento por el gobierno norteamericano y sus representantes del Pentágono.

Tan rimbombantes titulares por casualidad nunca antes usados contra el zoológico de dictadores existentes en la fauna de nuestra América como los Strossner, Bánzer, Somoza, Castillo Armas, Lanusse, Videla,  Pinochet, etc. , conocidos de todos nosotros y que actuaron en contubernio y con el apoyo abierto de los gobiernos de Norteamérica hasta en el tráfico de drogas para financiar a la…

Ver la entrada original 374 palabras más

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s